miércoles, 1 de septiembre de 2010

TIROIDES: Hipotiroidismo e Hipertiroidismo


"Otra pata que le nace al cojo", no fue la frase con la cual le respondí a mi médico cuando me dijo que tenía descontrolada la tiroides, ya que la respuesta a esto fue con otras preguntas: ¿Y qué tomo para controlarla?, seguido de ¿por cuánto tiempo? Sino que le respondí con este popular refrán cuando me respondió el segundo interrogante: "por siempre" ya que tienes hipotiroidismo. Y es que esa frase ya la he escuchado antes, aquella de "por siempre", y muy seguramente uds. también, en algún momento algún amor nos dijo algo así como: "te amaré por siempre"; o mejor algo más realista, cuando nos dijeron que teniamos diabetes, ¿por cuanto? por siempre.

La tiroides es una glándula que se encuentra en el cuello, por debajo de la manzana de Adán, y encima del hueso esternón. Se compone de dos lóbulos laterales que forman una mariposa unidos por otro llamado istmo. Pesa entre 20 y 25 gramos, y su función es nada mas y nada menos que regular el metabolismo del organismo, anteriormente se creía que esta era sólo para embellecer el cuello femenino, (se nota que no conocian los collares de diamante jajaj) pero su función es más importante que esa, las hormonas que produce la tiroides, llamadas hormonas tiroideas, la T3 (triyodotironina) y la T4 (tiroxina), las cuales circulan por la sangre, son primordiales para el adecuado funcionamiento de todo el cuerpo ya que le indica a los diversos órganos la velocidad con que deben darse los procesos metabólicos.

Pero la tiroides no se manda sola, la controla otra glándula llamada hipófisis o pituitaria, quien tiene el control cerebral. Esta glándula estimula a la tiroides mediante una hormona llamada TSH (Hormona Estimulante de la Tiroides). Cuando la tiroides funciona lentamente, la hipófisis aumenta el estímulo enviándole mayores cantidades de TSH. Por el contrario, cuando la tiroides funciona excesivamente, la hipófisis disminuye los niveles de TSH. Esta sigla les sera familar cuando les ordenen exámenes para conocer el funcionamiento de su tiroides.

Cuando hay un exceso o deficiencia de la hormona de la tiroides, se le denomina según el caso, hipotiroidismo o hipertiroidismo:

HIPOTIROIDISMO

Ocurre cuando la tiroides no produce suficiente hormona tiroidea, y en su mayoría se debe a la enfermedad de Hashimoto, que es una enfermedad de la glándula tiroides, donde el sistema inmune del cuerpo ataca a la glándula (lo mismo que hizo este en nuestro páncreas). Los síntomas son ocasionados porque no hay suficiente hormona tiroidea en la sangre y con esto el proceso metabólico es más lento afectando el cuerpo y la mente, así que nos podemos encontrar con:

Aumento de peso
Fatiga
Frío
Irregularidad menstrual
Trastornos de la memoria
Retención de líquidos
Latidos cardíacos lentos
Engrandecimiento de la tiroides
Dolor muscular y de las articulaciones
Pérdida del cabello
Piel seca

Esta condición afecta en mayor medida a la población femenina de cualquier edad pero es más frecuente en mujeres mayores de 40 años, pero también puede ocurrir en la infancia, incluso en recién nacidos. El diagnóstico se confirma con un exámen de sangre con el resultado de una TSH elevada, y como se explica arriba, esto pasa porque la tiroides esta funcionando lentamente, así que la glandula hipófisis o pituitaria trata de estimularla enviando más TSH y claro se vera reflejado en el resultado. Para este exceso de TSH se debe reponer la deficiencia de la tiroides, es decir, las hormonas que no esta produciendo esta y esto se logra por vía oral por medio de hormonas tiroideas en forma de tabletas, en este caso tiroxina, se toman de forma permanente según la dosis que necesitemos, hay desde 25 microgramos/día, hasta 300 microgramos/día.

HIPERTIROIDISMO

Ocurre cuando la tiroides produce demasiada hormona tiroidea, e incluso cuando se excede la dosis de tiroxina para tratar el hipotiroidismo. También la puede causar la enfermedad de Graves, que es una enfermedad del sistema inmunológico, o por un tumor beningo en la glándula, o se puede presentar temporalmente por una inflamación de la tiroides o algún virus. Los sintomas pueden ser:

Pérdida de peso
Nerviosismo e irritabilidad
Sudoración
Taquicardia y palpitaciones
Calor
Insomnio
Temblor de manos

En este, la TSH es baja, y los niveles de T3 Y T4 (hormonas tiroideas) aumentan, así que si la tiroides esta funcionando excesivamente, la glandula hipófisis o pituitaria disminuye los niveles de TSH incluso hasta ser indetectable. Es una condición tratable por medio de medicamentos antitiroideos y como el metabolismo esta acelerado recomiendan tener ciertas precauciones como evitar cargas emocionales intensas o medicamentos que puedan acelerar más el metabolismo, como en el caso de descongestionantes nasales, algunos analgésicos, pastillas para bajar de peso, etc, si se toman el tiempo de leer los empaques, en la presentación de todo medicamento estan impresas las contraindicaciones de cada uno, donde puede aparecer el hipertiroidismo como una de estas para que lo tengan en cuenta.

Al parecer es común que las personas con diabetes tengamos algún descontrol en la tiroides, en mi caso me enviaron el exámen porque de repente empecé a tener mi ciclo menstrual irregular cuando por lo general soy un relojito, así que me enviaron un exámen de TSH y otro de embarazo, por si acaso (uhmm...), en mi caso particular para mi fortuna fue lo primero, y aunque tengo mis triglicéridos en orden, no aumenté de peso y los demás sintomas eran imperceptibles para mí o nulos, era indudable que mi tiroides andaba mal, así que ahora tomo todos los días en ayunas 25 microgramos de levotiroxina sódica (tiroxina), el medicamento más común para tratar el hipotiroidismo y pues aunque el tratamiento como ven no es tan complejo comparado con la diabetes, si es necesario estar en controles frecuentes y realizar exámenes constantes para medir los niveles de TSH y ver que todo este regulado.

Y como le decia a mi doctor, otro medicamento más de por vida, pero que por suerte, lo hay!!!!


Fuentes: 
Medlineplus Medlineplus II Medlineplus III

*Esta información no reemplaza la consulta médica, recuerden siempre consultar con el especialista

Cuando hables de diabetes, especifica el tipo

Carelibro

Reconocimiento

Reconocimiento

Pajareando

Dulce Mundo

Certificado